Jennifer López no es precisamente mi actriz favorita pero confieso que algunos de sus personajes me han resultado simpáticos –esperemos que no me arrepienta de decirlo públicamente–. Es decir, básicamente son películas para pasar el rato sin mayor ambición y reírse en ocasiones… y que veo “The back-up plan”.
Mujer moderna que deja el corporativismo por una actividad más satisfactoria a nivel personal pero con suficiente dinero para decidirse a tener un hijo por cuenta propia (inseminación, claro) cuando se da cuenta que no existe hombre ideal para ella, que entonces conoce y su plan va a dar a la basura. Pues mucha ciencia tampoco tiene, no? Así que esperaba cuando menos situaciones simpáticas, pero me equivoqué.
Buen intento de hacer una comedia romántica y divertida, mal resultado. Qué decir? se nota el esfuerzo y se quedó en eso, en el intento. Si pueden esperar a rentarla, mejor (y eso si no hay otra por ver).

P.D. Mujeres y hombres que no quieran saber de “detalles” de partos, pueden abstenerse. (Aunque eso tampoco sea tan de cuidado).