Se me acaba la semana y con lo atrasada que estaba con las reseñas, decidí hacer hoy doble comentario para ponernos al día. Y toca a “Bajo el mismo techo” por su título en español. La historia trata de una niña queda a merced de sus padrinos cuando sus papás mueren en un trágico accidente. Digo queda a merced porque los padrinos son los respectivos mejores amigos de los padres de la niña, que desde que se conocieron años atrás, nunca pudieron llevarse bien. Ahora no sólo se encuentran en shock por la pérdida de sus amigos, sino porque les han dejado su hija a su cuidado.

Las complicaciones comienzan cuando tratan de ajustar sus calendarios y adaptarlos a su reciente y totalmente inesperada paternidad. Cambiar pañales, bañar, alimentar y arrullar a la bebé mientras continúan con sus vidas profesionales (de chef –ella– y de ejecutivo de deportes –él–) y amorosas. Ah! y poder demostrar ante la trabajadora social que son capaces de criar a una pequeña niña, aún cuando todos están conscientes de que no lo son –incluidos sus peculiares vecinos–.

Es entretenido ver a una pareja que no lo es, tratando de criar a una niña sin tener la menor idea de lo que hacen. Lo cual, según he escuchado, les pasa a muchos padres.

No perdamos de vista que es una comedia romántica y como tal, es un tanto predecible y hace uso de situaciones cotidianas para hacer reír. Y sí, logró entretenerme y hacerme reír. La recomiendo como una muy buena opción para pasar un rato agradable. Y para aquellos que son papás recientes, tal vez se sientan identificados y hasta comprendidos.

Que la disfruten!