Filme basado en la primera novela de la saga Millenium del finado Stieg Larsson. “La chica que soñaba con un cerillo y un bidón de gasolina” –como fue la traducción original al español– habla de Mikael Blomkvist, un periodista de una pequeña pero respetada revista –Millenium– que se ha visto envuelto en un escándalo por no poder sostener una noticia publicada. Ahora alguien lo ha contactado para investigar un hecho ocurrido cuarenta años atrás, y en el camino conoce a Lisbeth Salander, una mujer que es todo un personaje; tan caótica como misteriosa e inteligente.

Básicamente de eso tratan tanto el libro como la película. Existe ya una película sueca que hace una excelente adaptación del libro; en cuanto a la versión estadounidense, es decir, “La chica con el dragón tatuado” (traducción literal, y basado en que Lisbeth tiene un dragón tatuado) me parece que se toma algunas libertades innecesarias, tanto de tiempo como de información del siguiente libro (espero que eso sea porque no tienen pensado seguir con las otras dos entregas).

Me interesaba ir a verla ya que leí el libro y vi la película sueca (y quería hacer la reseña, claro) y aunque es prácticamente la versión original (hablamos de la película sueca) con actores estadounidenses, el ritmo es lento y para quien no sabe del tema más que lo explicado en la sinopsis del cine, puede resultar un poco tediosa.

Así que si son fans de la saga y ya vieron la versión sueca, pueden evitarse la fatiga de ver ésta, y si no conocen la historia y ven ésta película, sugiero lean el libro y la entenderán aún mejor.

Aviso de escenas sexuales explícitas, para su información.

Entonces, si se deciden verla… Buenas palomitas!🙂